cropped-Sin-titulo-2

Fiesta de la Virgen de Itatí

El padre Tulio Pusterla, en aquel entonces, sacerdote de la Parroquia Santa Rosa de Lima, fue el encargado de trasladar hasta Ñacuñan el 12 de julio de 1967 la imagen de la Virgen de Itatí, declarándola patrona del distrito. Este encuentro año a año congrega a familias procedentes de diferentes puntos de la provincia, Ñacuñán se convierte en el epicentro de una festividad memorable donde hay actividades típicas como misas, procesión, cabalgatas, peñas y todos los atractivos para vivir un día diferente.